domingo, 26 de febrero de 2012

*

Las paredes de colores. Colores fuertes, que inunden los ojos de alegría, que no dejen caer la lágrima.
Una mesa y muchos libros.
Un sillón donde ver pelis y hacer el amor, con el amor.
Una cocina que tenga muchos platos, para que la gente venga y se quede, pero se vaya cuando yo diga.
Mucha luz, ventanas grandes que permitan su paso, cortinas claras.
Si hay una pared blanca, pondría un cuadro gigante de Klimt, hermoso klimt.
Colgaría cosas del techo, que me hagan sentir que me llueven objetos.

Bienvenidos a mi imaginación, digo mi casa.

3 comentarios:

  1. Quiero llegar hasta allá un día.

    ¡Hermoso Klimt!

    Volviste, quedate,

    ¡Hermosa Lu!

    Tequieroextraño.-

    ResponderEliminar
  2. volvévolvévolvévolvévolvévolvévolvé!♫

    ResponderEliminar
  3. Qué precioso, que lindo. No será que tu casa es la mia? No me invadas! Yo quiero las paredes de colores, las cosas colgando del techo...
    Me voy a sumergir en mi imaginación yo también ahora, a pedido tuyo.
    Salud!

    ResponderEliminar

Algunos chamuyos